Pide información o una cita

Epigenética: Un nuevo hallazgo que demuestra la comunicación entre la futura madre y su embrión

Epigenetica

Hoy, la revista científica Development publica un estudio llevado a cabo por la Fundación IVI, titulado Hsa-miR-30-d, secreted by the human endometrium, is taken up by the pre-implantation embryo and might modify its transcriptome, que demuestra la comunicación entre el embrión y su futura madre, antes de que se produzca la implantación.

El Dr. Felipe Vilella y el director científico de IVI, Carlos Simón, han sido los impulsores de dicho estudio que ha demostrado por primera vez en la historia de la genética algo que se venía intuyendo desde hace años: la relación existente entre gestante y embrión, que da lugar a modificaciones en el genoma del futuro bebé.

“Hemos podido comprobar que hay un intercambio entre endometrio y embrión, algo que ya sospechábamos por la coincidencia de algunos rasgos físicos entre madres e hijos de ovodonación, así como por la incidencia de enfermedades en los niños, relacionadas con patologías maternas durante la gestación como obesidad o diabetes mellitus de tipo II”, explica el investigador Felipe Vilella.

Esto demuestra la posibilidad de que la madre modifique la información genética de su hijo, aun cuando el óvulo es donado, o entre gestante subrogada y bebé, lo que influye directamente en el paradigma de ambas opciones de maternidad. En el primer caso, ayuda a echar abajo esas barreras emocionales que muchas mujeres y parejas experimentan cuando se ven obligadas a recurrir a un tratamiento de ovodonación para cumplir su sueño de ser padres. Respecto a la maternidad subrogada, este estudio alerta acerca de la importancia de la madre de sustitución y la información que transmite al bebé que gestará en su interior.

Algunas circunstancias de las mujeres, como el tabaquismo o la obesidad, acaban alterando sus células (incluidas las endometriales), lo cual ocasiona cambios también en el líquido endometrial, liberando información genética que tomará el embrión y que modificará su desarrollo.

“Esta comunicación puede inducir a que en el embrión se expresen o se inhiban funciones específicas dándose lugar a modificaciones que nos muestra el proceso de transmisión de enfermedades como la diabetes o la obesidad”, han explicado los investigadores, “así pues, esta publicación abre la puerta a poder evitar este tipo de enfermedades cuando su causa es epigenética. Sabiendo que existe esta transmisión, en el futuro podremos detectar cómo cortarla acabando con la tónica de madres obesas, hijos obesos o en los países en los que se permite la subrogación de útero, darle más importancia al historial de hábitos de la gestante previos a la gestación”.