21 abril 2016

Farmacogenómica: Medicina personalizada en función de los factores genéticos

¿Por qué un fármaco funciona en unas personas y en otras no? Gracias a los avances registrados en el conocimiento del genoma humano, se sabe que no responde al tratamiento quien quiere sino quien puede y como puede, de acuerdo a la genética que le ha tocado en suerte. El objetivo de la farmacogenómica es la creación de fármacos a la medida para cada paciente y la “clave” para crear fármacos personalizados que tengan una gran eficacia y efectos secundarios mínimos.

La medicina personalizada en función de los factores genéticos es el objetivo del XI Curso de Actualidad en Farmacoterapia en Ginecología y Obstetricia y técnicas de reproducción asistida que organiza IVI Vigo estos días. “En este curso abordaremos temas como la farmacoterapia individualizada y el estudio de los embriones, cuestiones que nos ayudarán a esclarecer las mejores prácticas médicas para nuestra especialidad”, explica el Dr. Elkin Muñoz, director de IVI Vigo y organizador de la jornada.

Farmacogenómica: la aspirina combate la preclamspia

El uso correcto de los fármacos es muy importante para que tengan una gran eficacia y efectos secundarios mínimos. A partir del genotipo, se intenta recomendar la mejor pauta de tratamiento para cada paciente. En este punto cobra sentido el estudio de una de las ponentes de este curso, la Dra. Viviana Vitureira, del Hospital del Salnés-Villagarcía de Arousa, que habla de la importancia de un diagnóstico precoz como la preeclampsia y la prescripción de aspirina durante el embarazo, lo cual podría reducir hasta en un 70% el riesgo de desarrollo de esta enfermedad. Por su parte, otro de los participantes, el Dr. Jordi Osset, de MSD, presenta “Elonva”, una hormona capaz de producir más ovocitos que con el tratamiento convencional y que será una alternativa para la reproducción asistida.

Otro hallazgo que dará a conocer el Dr. Felipe Vilella, investigador de la Fundación IVI, es un interesante estudio acerca del diálogo que tiene lugar entre el útero materno y el embrión, antes de que éste último implante. “La madre puede alterar la información genética del hijo, aun cuando el óvulo es de una donante, lo que ofrece una nueva perspectiva sobre la comunicación materno-fetal, y abre la puerta a posibles nuevos mecanismos del origen del desarrollo de nuevas enfermedades. Además, podría ayudar a derribar algunos tabúes relacionados con la donación y las reticencias de algunos pacientes a la hora de optar por este tratamiento”, añade el Dr. Vilella.

Time-lapse, la gran revolución científica

Y como en IVI somos pioneros en medicina reproductiva y tecnología también hablaremos del Time-Lapse, la última gran revolución científica. Un incubadora que hace posible la selección de los mejores embriones con mayor precisión que el ojo humano, lo que supone el primer paso hacia la robotización. “Fuimos el primer centro del mundo en conseguir un embarazo con la ayuda de un dispositivo de Time-Lapse, y actualmente, ya son más de 18.000 las parejas que se han beneficiado de esta técnica, cuya aplicación permite aumentar las posibilidades de embarazo hasta en un 20%.” comenta el Dr Marcos Messeguer, embriólogo de IVI Valencia y desarrollador de la tecnología Time-Lapse.

En definitiva, se trata de aprovechar los recientes conocimientos que existen sobre el genoma humano para diseñar y desarrollar fármacos a medida del paciente, de sus necesidades y sus defectos genéticos. A pesar de la resistencia inicial ante todo lo nuevo, la farmacogenómica acabará por imponerse en menos de 10 años. Los médicos serán capaces de analizar el perfil genético del paciente y prescribir el mejor tratamiento farmacológico disponible desde el principio.

Solicita información sin compromiso:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Volver arribaarrow_drop_up