10 abril 2014

Las células madre posibilitan el embarazo en pacientes con atrofia endometrial

•Es la primera vez que se utilizan este tipo de células en ginecología y obstetricia
•El efecto inhibidor de las contracciones uterinas que produce el atosiban ha permitido alcanzar una tasa de gestación superior al 60% en los tratamientos realizados en IVI Lisboa
VIGO, 10 DE ABRIL 2014
Hasta hace poco tiempo, las mujeres diagnosticadas de una patología endometrial severa se veían abocadas a la subrogación –vientre de alquiler-, ya que este tipo de afecciones hacían imposible lograr el embarazo, ni tan siquiera mediante tratamientos de reproducción asistida. Hoy en día, y gracias a un estudio realizado por el doctor Xavier Santamaría, director Internacional en IVI Barcelona, se conoce la eficacia de las células madre en la regeneración del tejido endometrial, por lo que el deseo de concebir un hijo en el propio útero es ya una realidad para este tipo de pacientes.
La celebración de esta nueva edición avala el éxito del curso, organizado por IVI Vigo con la colaboración del Colegio Oficial de Médicos de Pontevedra y el Colegio Oficial de Biólogos de Galicia, a lo largo del cual se presentan las conclusiones de este avance, así como otros estudios que abren nuevas vías de investigación científica para el sector reproductivo.
“La aplicación de células madre para regenerar el endometrio supone un gran paso hacia adelante en la medicina reproductiva, ya que nos permitirá ayudar a ser madres a las mujeres con Síndrome de Asherman o atrofia endometrial, patologías muy frecuentes y que ahora es posible combatir. A ello se suma el hecho de que es la primera vez que se utilizan este tipo de células clínicamente en ginecología y obstetricia”, explica el doctor Elkin Muñoz, director de IVI Vigo y coordinador del curso.
El objetivo que persigue este estudio es repoblar el endometrio a partir de células madre de médula ósea de mujeres aquejadas de este tipo de patologías y permitir así en última instancia la implantación de un embrión en pacientes sometidas a tratamientos de reproducción asistida.
En relación a las alteraciones que puede producir la endometriosis, el doctor Raúl Gómez, Investigador del Sistema nacional de Salud bajo el Programa Miguel Servet y del Instituto Universitario IVI/INCLIVA, ha explicado cómo el uso de derivados dopaminérgicos en el tratamiento de la endometriosis augura un futuro prometedor a las mujeres afectadas por esta enfermedad, muchas de las cuales verán perjudicada su calidad ovocitaria y, por ende, sus posibilidades de lograr un embarazo.
“La endometriosis está presente en el 10% de las mujeres en edad reproductiva, llegando incluso a alcanzar una prevalencia del 21% en pacientes sometidas a tratamientos reproductivos, una cifra que evidencia la necesidad de buscar una forma de controlar esta dolencia”, añade el doctor Muñoz.
Atosiban como inhibidor de las contracciones uterinas
El doctor Sérgio Soares, director de IVI Lisboa, ha revisado en su ponencia las ventajas del atosiban como medicamento para reducir las contracciones del útero en las transferencias embrionarias.
“Hace más de 15 años que se vienen documentando los efectos negativos de las contracciones del miometrio durante las transferencias embrionarias en los resultados de los ciclos de fecundación in vitro, pero apenas se ha publicado información acerca de cómo evitar dicho problema. Los resultados alcanzados en IVI Lisboa mediante el uso del atosiban en transferencias embrionarias muestran cerca de un centenar de casos que presentan una tasa de gestación clínica por tratamiento aproximada al 60%”, apunta el doctor Soares, autor del estudio.

CONTACTO DE PRENSA

  • Dori Argente
  • Mar González
  • Lucía Renau
  • Susana Remohí
  • Javier Ybarra
  • Email: [email protected]
  • Teléfono: 963 17 36 10 - 655 840 535
  • Calle Colón, 1 - 46004 (Valencia)

DOSSIER DE PRENSA

Última actualización
Febrero 2019

Descargar PDF

Volver arribaarrow_drop_up